Qué ganas de amar tenemos todos

Con final feliz, sin final feliz, con besos reales o imaginados, en secreto o al aire libre, correspondidos u olvidados, rutinarios o espontáneos, aunque sea unos días creyendo que a lo mejor nos dura toda la vida.

Todos y cada uno deseando ser deseado, extrañado, buscado. No siempre el otro se entera o quiere, y ese dolor que duele tanto. Cuántos amores imposibles, secretos, platónicos que curiosamente parecieran inspirar y sostener varios amores reales. Debe ser que el amor es así, sensación que nos ve y nos seduce desde libros, poesías, músicas, películas e historias como diciendo anda anímate, métete en esta historia y hazla tuya si eres valiente. Hay que ser valiente para meterse en una historia de dos contando solo con la certeza de uno… Y todos queremos estar en historias de amor, ser protagonistas, recibir y dar millones de besos desenfrenados, noches de espera eterna, adioses dramáticos con reencuentros mágicos. Cuántos corazones latiendo al mismo ritmo cuando logran encontrarse aunque sea por un rato con otro que elige tomarnos de la mano. Cuánta lagrima llorada, ignorada, y humillada.

Cuántos amores callados por miedo, vergüenza, grito que no logra salir del medio, del pecho, o ni siquiera en un mensaje de texto. Cuánto te amo simple que se vuelve complejo cuando pensamos, medimos y planeamos tanto. Cuánto destino jugando con corazones alertas.

Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2015
Anterior

Comunicarse

Siguiente

Agua de horchata sin arroz

1 Comentario

  1. Katia
    4 agosto, 2015 at 4:37 pm — Responder

    Amo tus reflexiones Fer! Eres la mejor!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>