Momentos

El pasado proporcionó tantas maravillas, que muchas veces deseamos tenerlas nuevamente.
Felizmente, cada momento tiene su propio tiempo y, por fortuna, no se repiten, porque la vida es mucho más bonita y alegre cuando los momentos pasados fueron originales y sinceros.
El presente nos proporciona grandes, medios y pequeños momentos; pero, a quién competerá medir estos momentos será a ti mismo, y debes aprovecharlo al máximo, cabe a ti clasificarlos, admirarlos o apagarlos

El futuro… estos son los momentos que más viven en nuestras mentes y corazones.
La ansiedad por el próximo día, la perspectiva por las nuevas metas a realizar, el beso deseado, el sueño alcanzado.

Momentos de vida… en los momentos pasados, agradecemos las oportunidades, guardamos la felicidad en nuestros corazones.

Con los sueños realizados cerramos los ojos y recordamos con alegría cada segundo.
En fin, los momentos pasarán, tendremos que guardarlos y todas las veces que recordemos, miraremos con nuevas visiones para nuestro propio crecimiento.
Porque es inevitable sacar conclusiones sobre qué haremos mañana.
Al momento presente, la vida apenas pide ser vivida en este instante, y jamás tratemos de transferirlos o sentirlos como pasado, mucho menos sufrir ansiosamente por los que vendrán.
En los momentos futuros, dejarlos y pedir que traiga los mejores para nuestras vidas y aguardarlos con el corazón.

Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2017
Anterior

Perder el oído

Siguiente

El mismo sueño

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>