Hoja en blanco

En una reunión de maestros, la maestra que dirigía un ejercicio para describir nuestra fe, sabiendo que
pedía describir lo indescriptible, buscando un lenguaje metafórico , colocó diferentes imágenes sobre las
mesas, invitó a observarlas con cuidado y seleccionar aquella que identificaran con su fe y compartir al
grupo por qué.

Hubo toda clase de metáforas, un pozo profundo , un mar apacible, un cántaro con agua clara, una niña con los ojos vendados guiada por su madre, en fin…

La mayor de las maestras ahí presentes, con toda sencillez y con mucha sabiduría dijo:

– Mi fe es como una hoja en blanco.

El silencio lleno el aula, no hubo necesidad de más explicaciones …

En la vida no hay nada escrito, lo vamos escribiendo…

Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2016
Anterior

El perdón

Siguiente

No debo parar

1 Comentario

  1. Silvia
    23 agosto, 2016 at 12:54 am — Responder

    Simplemente maravilloso!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>