Días y días

Como todos, tengo días tristes, de recuerdos del pasado,  días de gloria donde se lucen las batallas que gané. Y también días grises, eso, días dedicados a curar heridas y sanar cicatrices.

Como muchos, tengo días donde la razón se niega a admitir lo que el corazón ya sabe, de pelea interna negando realidades. Y otros donde cristalizo, para bien o para mal, todas mis verdades.

Como a algunos les sucede, tengo días intrascendentes, esos que pasan sin advertencia. Son tan comunes y triviales que aunque parezca mentira, los suelo añorar más tarde.

Sin embargo y a pesar del día que tenga, hay algo que no cambia, mis ganas de estar bien, mi avidez y confianza.

Cuando me toca un día oscuro, me repliego y quedo en calma, pero cuándo es uno de esos gloriosos lo disfruto con el alma, porque hay algo que es seguro, se trate del día que sea, yo sé que siempre pasa.

Digiprove sealCopyright secured by Digiprove © 2018
Anterior

Un, dos, tres por Cuca

Siguiente

El regreso del Señor Pérez

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>